Meditación y cerebro.


El cerebro tiene la capacidad de cambiar, de adaptarse, de ser entrenado como cualquier músculo. Esto se llama neuroplasticidad. La meditación es la herramienta que más influye en que el cerebro pueda cambiar. Existen más de 1000 estudios científicos que avalan esto.

7 mejorías de tu cerebro con la meditación:

  • Menos soledad: esto no tiene que ver con realmente estar solo, si no con una parte de tu cerebro que se llama Lóbulo Parietal. Si no está bien regulado, sentirte solo no pasará. La meditación ayuda a regularlo para que puedas sentir conexión con los demás. Relacionarte con otros te ayuda a vivir 50% más que personas solitarias, además, ayuda a mejorar tu sistema inmune, niveles de ansiedad y depresión.

  • Más creatividad: la meditación ayuda a que ambos polos de tu cerebro puedan balancearse. Normalmente desarrollamos más una parte del cerebro; en esta sociedad, suele ser la izquierda que es el de la lógica. Solemos darle menos importancia al polo de la creatividad por lo que lo desarrollamos menos. Al armonizar los dos hemisferios a través de la meditación, promovemos tener mejor atención, pensamientos más profundos, más creatividad, memoria, más capacidad de transformar y claridad.

  • Más felicidad: sentirse feliz tiene que ver con una parte del cerebro que se llama hipocampo. Se ha visto que personas que tienen el hipocampo más chico, sufren de más depresiones que los que no. La meditación puede aumentar el tamaño de tu hipocampo en solo 8 semanas, es decir, en solo 8 semanas puedes disminuir la depresión o salir de ella.

  • Mejor memoria: esto también tiene que ver con el hipocampo. Al meditar, tu hipocampo se hace más grueso. Esto hace que tu memoria aumente.

  • Más compasión: el Dalai Lama dice que la felicidad viene a través de la compasión, de sentirnos conectados con los demás. En tu cerebro, el centro del placer se activa cuando compartes y cooperas con los demás. Esto te ayuda a vivir más, bajar ansiedad y depresión y mejorar sistema inmune. La meditación te ayuda a activar este centro.

  • Reduce miedo y estrés: los problemas de la vida diaria activan este centro. Tu cuerpo responde como si estuviera en peligro de sobrevivir. Cuando esto sucede, aumentas grasa, baja memoria, baja estado de ánimo, aumenta ansiedad, baja libido, baja sistema inmune etc. A través de la meditación, puedes ayudar a que este centro baje su actividad y así, tu ansiedad también baja y tu salud aumenta.

  • Influye en tus genes: se ha visto que la meditación activa tus genes de salud y disminuye los de enfermedad.

Con solo meditar 10 minutos al día, puedes conseguir estos efectos.